El 12 de febrero de 1817, hace ahora doscientos años, el Ejército de los Andes se impuso a las fuerzas colonialistas de España en la batalla de Chacabuco, considerada con justicia como el principio del fin de la dominación española en Chile. La decisiva victoria de las armas patriotas fue la culminación de la lucha iniciada siete años atrás, durante la llamada Patria Vieja chilena, y fue, en gran medida, resultado de la incansable labor que desde 1814 venía realizando en la provincia de Cuyo el general rioplatense José de San Martín.

Arriba: San Martín en la batalla de Chacabuco. Autor: Pedro Subercaseaux continue reading…